Sócrates Medina
Biografia elaborada por:
Aníbal Lariva

Sócrates Antonio Medina Mora nace el 5 de agosto de 1940, en el pequeño pueblo de Curimagua, valle intramontañoso lluvioso y de temperatura fresca, localizado en la serranía de San Luis en el estado Falcón. Primero y único varón del matrimonio entre Ismael Medina y Carmen Mora de Medina (ambos fallecidos), el resto de la familia lo conforman seis hermanas, hecho que le imprimió un elevado sentido de responsabilidad. Desde temprana edad recibió una formación familiar con educación religiosa, siendo rutinario la lectura de pasajes bíblicos, lo que moldeó su formación ética y espiritual. Su temprana educación en ciudades pequeñas y tranquilas como Cumarebo y Coro y su aprecio por el paisaje de la serranía natal influenciaron para convertir en su pasatiempo favorito los ejercicios al aire libre, en particular el trote de largas distancias y la caminata, convirtiéndose en un fuerte competidor de campeonatos universitarios, aun rondando los 60 años. Esta casado con Aracelis Padrón Buonaffina, médico microbióloga y profesora de la Escuela de Medicina de la Universidad de Oriente en Ciudad Bolívar; tienen cuatro hijos: Sócrates Alberto, Marco Antonio, María Bethania y Claudio César. En 1947 inicia sus estudios de primaria en la escuela pública Padre Román de Puerto Cumarebo, pequeña ciudad pesquera de hermosas playas de la Costa Caribe. Recuerda con aprecio las orientaciones del maestro Vicente Cuervo en sus primeros años de estudio. Al terminar su educación primaria en 1953, se traslada a la ciudad de Coro para realizar sus estudios secundarios en el Liceo Cecilio Acosta. En sus estudios de secundaria sus preferencias vocacionales se dividían entre las Ciencias Médicas y el Campo Humanístico, este último marcadamente influenciado por el profesor Jesús Rojas Velásquez, quien años más tarde sería decano en la Universidad de Oriente (UDO). En el año 1957 se traslada a Caracas a estudiar el quinto año de bachillerato en el Liceo Andrés Bello, en razón de que en Coro los estudios secundarios sólo llegaban hasta el cuarto año. En Caracas culmina el bachillerato en Ciencias Biológicas e inicia en 1958 sus estudios universitarios, en la Escuela de Medicina de la Universidad Central de Venezuela (UCV), esta fue una época de fuerte convulsión política por lo que en 1960 el bachiller Sócrates Medina emigró a Brasil a continuar estudios de Medicina en la Universidad Federal de Bahía en la ciudad de Salvador de Bahía. Durante sus estudios en el lapso 1960 a 1964, el eminente profesor Aloisio Prata orientó su vocación hacia el campo de la microbiología y en su último año de los estudios de medicina, recibió una beca de la Universidad de Oriente, Venezuela, para continuar estudios de Postgrado en Microbiología en la Universidad Federal de Río de Janeiro. Durante el lapso 1965-1966, desarrolló sus estudios en el Instituto de Microbiología Médica de la Universidad Federal de Río de Janeiro, obteniendo el título de Maestría en Microbiología. Paralelamente con sus estudios de postgrado, fue Profesor Instructor de prácticas en cursos de pregrado, en Microbiología y Virología. Su tesis de Maestría fue un estudio del "Arbovirus del Grupo C" (Oriboca). Al finalizar en 1966 sus estudios de postgrado, fue contratado como Profesor Instructor en Microbiología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Oriente en Ciudad Bolívar, trabajo que compartiría con los profesores Severo Gracia (Jefe del Departamento), Mercedes Quiroga, Ruth Sierra, Celina de Pérez Clavier y Héctor Marval. En el año 1970 obtiene una beca de la Universidad de Oriente para seguir estudios de inmunología en la Universidad de Mc Gill en Montreal, Canadá. En 1973 el profesor Sócrates Medina presenta su tesis doctoral titulada "La respuesta de cepas puras de ratones a parásitos intracelulares facultativos (Salmonella y Listeria)". Este trabajo fue presentado en el Congreso Internacional de Inmunología en Bringston, Inglaterra y publicado en el Journal of Immunology en julio de 1974. Durante sus estudios de doctorado fue Profesor Instructor en Enfermedades infecciosas (1970 a 1971) y en Inmunología avanzada (1971 al 73). A su regreso a Venezuela en 1974, se reincorpora como docente en el Departamento de Microbiología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Oriente en Ciudad Bolívar. En 1977, aprovechando su permiso sabático, viaja a España y cumple un programa de Post Doctorado en Alergia respiratoria, en la Universidad Autónoma de Madrid, regresando a Venezuela en 1978. Ha combinado la actividad docente con la gerencia tanto universitaria como en empresas del estado. Así, ha ocupado los cargos de Jefe del Departamento de Microbiología de la Escuela de Medicina de la UDO en los años 1982 y 1994. En 1980 integra el equipo de estudio de factibilidad de la Universidad de Guayana, de la cual fue su Rector Fundador en el período 1982-1986. Ha ocupado importantes representaciones en los Consejos de Dirección Universitaria de la UDO; ha sido miembro del Consejo de la Escuela de Medicina en 1982; miembro del Consejo de Núcleo de Bolívar en los años 1977 y 1982; Miembro del Consejo Universitario en el período 1992 al 1995 y como representante del Ministerio de Educación en el período 1995-1997. En la gerencia pública, se ha desempeñado como Director de las empresas CVG Bauxilum, Venalum y Alcasa, en el período de 1994-1997; asimismo fue Director de la empresa Alunasa, con sede en Costa Rica. Adicionalmente ha ejercido cargos de representación gremial, tales como la Secretaría de la Asociación de Profesores de la UDO en el período 1969-1970, ha sido delegado por el estado Bolívar ante la Federación Médica en los años 1978, 1986,1988 y 1992 al 1994. En 1990 fue electo Secretario del Colegio de Médicos del estado Bolívar Actualmente, tras más de 35 años de servicio docente, el Profesor Sócrates Medina se jubiló como Profesor Asociado, pero continúa como Profesor ad-honorem en las cátedras de Microbiología e Inmunologia. Durante su carrera como docente e investigador ha desarrollado numerosos trabajos de investigación, relacionados con temas diversos como: difteria, Schistosomiasis, Chagas, Arbovirus del Grupo C, Tétano Neonatorum, Oftalmitis del Recién Nacido, Parásitos Intracelulares Facultativos y Infecciones producidas por Chromobacterium violaceum Factores de Virulencia en E. coli Uropatogénica, Helicobacter pylory, entre otros. Ha asistido a numerosos congresos y jornadas científicas relacionadas con la Microbiología, la Inmunología y la Alergia, dentro y fuera de Venezuela. Sócrates Medina pertenece a varias sociedades, las cuales le permiten mantener su inquietud por permanecer actualizado, son ellas: Asociación Brasileña de Anatomía, American Society for Microbiology, Sociedad Española de Alergia e Inmunología Clínica, Internacional Association of Asthmology, Sociedad Venezolana de Alergia e Inmunología Clínica, desde 1990. Una de las cualidades más resaltantes de Sócrates Medina es su bondad, es muy desprendido de lo material; ha colaborado con la educación de muchos miembros de su familia directa y también de su esposa; quizás esto haya sido aprendido desde el seno familiar; cuando decide emigrar al Brasil para realizar sus estudios superiores su hermana mayor deja de estudiar para comenzar a trabajar y poder mantenerlo en el exterior, con el compromiso de que al regresar formado la mantuviera a ella, lo cual cumplió y se hizo un hábito extensivo a las generaciones jóvenes de la familia. Una de sus pasiones es viajar, conocer nuevos horizontes; cada año con mucha antelación planifica sus vacaciones sin descuidar el mínimo detalle. El año pasado (agosto 2001), mientras conocía Las Islas Griegas, encontrándose rumbo a Atenas en la isla de Kussadasy, sufrió un accidente cerebro vascular del cual actualmente está en franca mejoría y le ha permitido mostrar varias cualidades importantes del ser humano como son la constancia, paciencia, aceptación de los designios de Dios pero, con la firmeza de luchar para incorporarse nuevamente a su vida cotidiana. Con apenas 6 meses de convalecencia ya inició nuevamente las clases de inmunología en pregrado y posgrado, siendo un ejemplo viviente para las nuevas y viejas generaciones, por su disponibilidad a pesar de la adversidad. Falleció el 27 de septiembre de 2004.